7889 1419 y 7889 1823 WhatsApp (502) 4123 9745 plenitud93.1fm@hotmail.com

¿Quiénes somos?

  • Un puente para que las almas pasen de la vida del pecado a la Vida Eterna.
  • Una fuente que provee agua viva para el sediento.
  • Una luz para alumbrar las tinieblas que entristecen a nuestra Escuintla.
  • Un oasis en medio del desierto en donde muchos caminan sin rumbo alguno.
  • Oportunidad que muchos necesitan para acercarse a Dios y así salir de la vida de pecado.
  • Una herramienta para el crecimiento de los creyentes que escuchan la programación de vida y gozo en abundancia.

RADIO PLENITUD:

  • Nos permite interactuar con los radio escucha, en donde cada persona hombre o mujer, niño, joven, adulto o anciano tiene la oportunidad de disfrutar las diferentes melodías de acuerdo a sus complacencias.
  • Es sin duda la radio que nos ofrece promover la misión y visión de las Asambleas de Dios en Guatemala, así como presentar nuestra cultura guatemalteca y especialmente nuestra cultura Escuintleca.
  • Todo lo que somos y queremos ser lo debemos al único que merece la honra y la gloria a nuestro Dios, por quien y para quien existimos.
  • Por todo esto Radio Plenitud es vida y gozo en abundancia.

CREEMOS:

Que la Biblia es la Palabra inspirada e infalible de Dios (2 Timoteo 3:16).

Que hay un Dios, eternamente existente en tres personas: el Padre, el Hijo, y el Espíritu Santo (Deuteronomio 6:4; Mateo 28:19).

En la deidad de nuestro Señor Jesucristo, en su nacimiento virginal, en su vida sin pecado, en sus milagros, en su muerte vicaria y expiatoria, en su resurrección corporal, en su ascensión a la diestra del Padre, en su regreso futuro a la tierra en poder y gloria para gobernar por mil años (Juan 1:1).

En la bendita esperanza del arrebatamiento de la iglesia en la segunda venida de Cristo (Tito 2:13).

Que el único medio de ser limpio del pecado es mediante el arrepentimiento y la fe en la preciosa sangre de Cristo (Juan 14:6).

Que la regeneración por medio del Espíritu Santo es absolutamente esencial para la salvación personal (Tito 3:5).

En el bautismo en agua por inmersión (Mateo 28:19).

Que la obra redentora de Cristo en la Cruz hace provisión para la sanidad del cuerpo humano como respuesta a la oración de fe (1 Pedro 2:24).

Que el bautismo en el Espíritu Santo, según Hechos 2:4, se da a los creyentes que lo piden.

En el poder santificador del Espíritu Santo que capacita al creyente para vivir una vida santa (Gálatas 5:16-25).

En la resurrección de los salvados y de los perdidos, los primeros para vida eterna y los últimos para condenación eterna. (Apocalipsis 20:11-15).